Iniciaciones de Reiki

¿En qué consiste? Reiki es una técnica holística de sanación y autosanación, redescubierta por el Maestro Mikao Usui, que trabaja a través del cuerpo sutil (todos poseemos un cuerpo magnético que recubre nuestro cuerpo físico). Es una gran técnica para comunicarse con uno mismo, con la Vida y con los demás. Es un sistema que nos enseña a canalizar la energía  Sanadora o Universal a través de nosotros para aplicarla a nosotros mismos o a los demás. La palabra REIKI es un término de origen japonés que se compone de dos silabas que significan Energía Universal Vital dirigida y guiada Espiritualmente. 

¿Qué es para mí? Para mí el Reiki es un camino de crecimiento por el que caminas acompañado/a de dos herramientas: 

REI = la energía Universal, contactar con una conciencia superior. 

KI = el moverse a través del amor incondicional. Movilizar tus capacidades y transmitirlas. 

Hay una gran variedad de opciones y técnicas en donde elegir para conocerse y crecer, el Reiki es una de ellas. Para recorrer el camino Reiki se establecen 4 Iniciaciones. Cada una de ellas son completas por ellas mismas, por lo que puedes realizar hasta donde sientas tu camino. 

1. El primer paso es “el Despertar”

2. El segundo paso es “la transformación”

3. El tercer paso es “la realización”

4. La Maestría

Para mí el camino de crecimiento personal de cada Ser Humano es diferente y totalmente personal, por eso intento realizar Iniciaciones personalizadas y con un posterior seguimiento.

Si estas interesado en Iniciarte y no hay fechas programadas, 

ponte en contacto conmigo y programamos una!

Como Maestra Reiki, convivo con el Reiki en mi día a día. Procuro cada día ser consciente de esta maravillosa conexión a través de los ojos del Reiki con el mundo que nos rodea (visible o invisible), medito con los 5 principios Usui, practico la auto-curación, realizo sesiones individuales, utilizo piedras curativas, programo intercambios de Reiki para mis alumnos (a los que ofrezco un seguimiento y apoyo si ellos lo desean).

?GRADOS E INICIACIONES?

El sistema que yo enseño es el SISTEMA USUI – TIBETANO – HINDÚ

Aunque cada persona es un Universo en sí misma, lo transmito a través de tres Iniciaciones y una Maestría.

Cada Iniciación es completa por sí misma. Para vivir el Reiki no es necesario tener todas las Iniciaciones. Cada uno debe Iniciarse hasta donde sienta. Y su uso puede dirigirse hacia un uso personal (hacia uno mismo), un uso terapéutico y/o un uso didáctico.

Ofrezco la posibilidad de hacer seguimiento después de la Iniciación. Para mí la Iniciación es solamente la puerta a un nuevo camino y por ello, si el Iniciado así lo siente, le doy la opción de acompañarlo.


EL PRIMER NIVEL

Este primer nivel lo llamo el despertar. Conocido como el nivel físico, debido a que la transmisión de la energía se realiza por contacto (a través de las manos del terapeuta).

En este primer nivel la persona se hace consciente de que somos algo más que un físico. Aprenderá a sentir y palpar el sistema energético que nos rodea, y descubrirá su propio canal Reiki. Cambiará la manera de percibir el mundo que le rodea. Se dan herramientas para vivir des del amor, la paz y la alegría.

Con la Iniciación, la persona empieza a sanar su plano físico. Se tardan unas semanas en adaptarse al alineamiento del Reiki. Es posible que nuestro cuerpo empiece un proceso de auto-curación y limpieza.

A nivel personal podemos necesitar cambiar hábitos o gustos.

A nivel emocional podemos sentir la necesidad de estar con nosotros mismos durante un tiempo para asimilar los cambios.

Después de la Iniciación se pauta un periodo de 21 días de auto-tratamiento, donde la persona va integrando los nuevos conocimientos y la nueva vibración.


EL SEGUNDO NIVEL

Este segundo nivel lo llamo la transformación.

Conocido también como nivel mental – emocional, debido a que se trabaja con planos más mentales y emocionales.

El alumno recibe Símbolos Sagrados, que son la llave para que la Fuerza Vital trabaje más profunda y amplia. Y la capacidad de trabajar a distancia.

En este nivel trabajamos con los mismos centros energéticos que en el primer nivel pero a una vibración más elevada, tratando más los cuerpos emocional y mental que el físico, utilizando los símbolos de la Luz y del amor, posibilitando además del tratamiento directo, el tratamiento a distancia.

Tras la iniciación del segundo grado se eleva la energía sanadora del cuerpo etérico – emocional, y se estimula el desarrollo del centro intuitivo localizado en la glándula pituitaria, es el centro desde donde se envían y reciben las vibraciones mentales.

Con la iniciación se desarrolla la intuición, que sirve como portavoz del Yo superior. Escuchando la intuición recorremos el camino de la sabiduría y de la seguridad en uno mismo, y entramos en el flujo del Universo. La vida adquiere un ritmo armonioso y agradable.

Al igual que en la iniciación del primer grado, en este también tenemos un periodo de 21 días de limpieza y auto-tratamiento.


EL TERCER NIVEL

Yo le llamo la realización.

En el tercer nivel se adquiere una conciencia mucho más amplia y más allá del “tú y yo”. Se trabaja con la sanación grupal.

A diferencia de los niveles anteriores, en éste no suele producirse una auto-curación. Con el segundo nivel se adquiere una transformación completa de la persona, que será la base para poder trabajar y asimilar el tercer nivel.

Es un nivel mucho más vocacional, donde la persona deja de mirarse a sí misma.

Se trabaja con símbolos muy potentes y con una banda energética Espiritual.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies